COSTO EFECTIVIDAD EN OBRA

COSTO EFECTIVIDAD EN OBRA

COSTO EFECTIVIDAD EN OBRA

Resumen ejecutivo
Los elevados costos que producen los accidentes carreteros hace prioritario
implementar medidas de seguridad que reduzcan de manera significativa la
pérdida de vidas humanas, así como los gastos derivados de los recursos
materiales dañados o perdidos en los accidentes. Hoy en día, existe gran
diversidad de medidas encaminadas a mejorar la seguridad vial en carreteras, sin
embargo; los recursos disponibles no son suficientes como para implementar
todas las necesarias en todos los sitios referidos como “peligrosos”. Por tanto,
deben tomarse decisiones en relación a qué medidas implementar y en qué
lugares específicos. Para ello, es necesario justificar la selección a través de la
evaluación de sus beneficios y costos o su costo-efectividad, de tal forma que con
las medidas seleccionadas se maximicen los beneficios en términos de la salud
pública y se minimicen los costos derivados de los accidentes carreteros. Esto es,
para que la política de seguridad vial en carreteras sea eficiente, es necesario
elegir las medidas que proporcionen los mejores resultados al problema de
seguridad vial con el mínimo de recursos necesarios para su implementación.
Los dos métodos principales para evaluar medidas de seguridad en carreteras son
el Análisis Costo-Efectividad (ACE) y el Análisis Costo-Beneficio (ACB). En el
método ACE dos o más medidas de seguridad vial pueden ser evaluadas y
jerarquizadas en función de sus costos y efectividad en alcanzar un objetivo en
particular (reducción de accidentes). La ventaja principal del ACE es que es una
técnica simple que se enfoca sobre los efectos en la seguridad, por lo que no
requiere de una valuación monetaria de dichos efectos. Sin embargo, dicha
técnica tiene la desventaja de que sólo se puede utilizar para la jerarquización de
medidas sobre una base común de efectividad (reducción de accidentes,
disminución de muertes, reducción de lesiones graves, reducción de lesiones
leves, reducción de daños materiales), es decir, en la estimación de la efectividad
no es posible considerar simultáneamente diferentes tipos de accidentes (muertes,
lesiones graves, lesiones leves y daños materiales).
Por su parte, el método del Análisis Costo-Beneficio (ACB) tiene como objetivo
determinar si un proyecto es eficiente económicamente, qué tan eficiente es y si
hacer modificaciones en el objetivo pudieran incrementar su eficiencia. En este
caso, el resultado de la evaluación se obtiene comparando los costos con los
beneficios, ambos expresados en términos monetarios. Cabe señalar que la
valuación monetaria de la vida humana que se realiza con esta técnica, continúa
siendo controversial y difícil, pero inevitable.
En el caso de la evaluación de acciones específicas para mejorar la seguridad vial,
el método del ACB es utilizado mediante el cálculo del indicador Tasa de Retorno
del Primer Año (TRPA). La TRPA de un proyecto o medida de seguridad vial se
obtiene de la siguiente manera:
TRPA = RCAPA * 100 / Costo de implementación de la medida

donde
RCAPA = Reducción en el costo de los accidentes en el primer año de
operación de la medida (beneficios)
Si una medida tiene una TRPA menor que la tasa de descuento especificada,
quiere decir que no es rentable emprenderla en ese año. La TRPA no proporciona
un criterio de evaluación riguroso ya que ignora cualquier tipo de beneficios o
costos después del primer año, pero su utilización ha sido defendida en proyectos
de muy alta incertidumbre (como los de ingeniería de seguridad vial), debido a que
la estimación de los beneficios más allá del primer año es difícil y frecuentemente
se obtiene una tasa de retorno de los primeros años muy elevada (superior a
100%), lo cual hace innecesario el uso de un criterio de decisión más sofisticado.
Los resultados del proceso de evaluación permiten jerarquizar las medidas en
función de los beneficios que generarían y los costos necesarios para su
implementación, de tal forma que bajo el criterio de evaluación aplicado es posible
seleccionar la medida que ofrece el más alto nivel de beneficios relativo al costo
de implementación, asegurando que la disponibilidad de recursos son utilizados de
manera más efectiva.
Los resultados obtenidos de las evaluaciones mostraron que la medida de
seguridad denominada “señalamiento”, la cual representa la mejora o colocación
de nuevo señalamiento vial, resultó ser más eficiente, así como también la más
rentable. Además, dentro de las mejores medidas de seguridad se encuentran
combinaciones, donde el señalamiento se encuentra en prácticamente cada
combinación.
Con el fin de mejorar la evaluación de la efectividad y rentabilidad de las medidas
de seguridad implementadas en las carreteras de México, se recomienda ampliar
el periodo del estudio de antes y después de la implementación. Asimismo, otra
recomendación importante es incluir en la base de datos las medidas de seguridad
implementadas en las autopistas de cuota de México. Este estudio intenta ser una
guía para las autoridades encargadas de la formulación de las estrategias de
seguridad vial en México.

DESCARGAR AQUÍ

 

noviembre 10, 2017

Etiquetas:
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *